Skip to main content

Posts

Showing posts from February, 2015

Tener

Tener un blog es este estado puede llegar a ser un peligro. Un ataque a mi mísmo, expuesta fractura de cráneo (estar redactando mientras los códigos de lesiones, heridas, contusiones, escoriaciones, traumatismo son lo importante por aprender).-
Me encuentro acá y en ningún lado más, pierdo la "tridi mención" de mis partes,  la figurita repetida que era, ya la aplasté con la mano derecha pa' ver si gano, al pegarse inersiamente, elevarse, rotar en el aire y sí, ganar.-
Caigo boca arriba, te leo y te huelo, literalmente, podrás creerme? Te debe dar lo mismo lo que suceda, total me sucede a mí, inexplicable ante cualquiera que no esté acá dentro.-
Estoy entregado a sentirme de manera incorregible, se mezclan, lo que conozco, con lo que aprendí, con lo nuevo y la reacciones de la piel que se regenera sola.
Soy esclavitud del aire, de no poder parar de respirarlo por más de 40 segundos, para que se termine todo de una vez, pero a la vez, un libertinaje me abunda por los poros…

Nada menos, algo.-

"Le he pedido tanto a Dios, que al final escuchó mi voz"
Noche húmeda de revueltos cabellos erizados por el rocío intenso que nos congeló hasta después de la primera botella de vino blanco. Un movimiento automático de gente yendo y yendo, entrando y metiéndose por entre las veredas a restaurantes, confiterías, clubes. Las músicas de la velada, varias, no lograron sacarme de la cabeza aquella bella canción que hace poco ansío sentir vibrar entre mis uñas y cayos los acordes de su melodía. Ninguna logró quedarse en mi lado izquierdo de las cosas para repetirla en mis momentos de entonación. No me acuerdo que quise decir con todo esto. Pero acá está, como un borrador pendiente y porque dejarlo así, sin salir a la calle el también y exponerse como lo que sea que haya sido.-
Algunas palabras, la mente, la gente y la música. Music the great comunicator, seguro que venía por este lado, porque casi siempre, más siempre que casi es que así nace de mí, la musa musical de los genios qu…

1ra Carta

1ra Carta para mi querido Samuel.
En otros textos pasados, te he referido tantas veces. Fuiste siempre ese amigo imaginario, con el que consulte en mis largas caminatas en soledad. Hay quienes los llaman angeles, y los hay de muchos tipos. Vos, mi primer angel. El que seguro también registra, a máquina de escribir, imposibilitado de hacer borrones y libros nuevos, todas mis palabras, pensamientos, movimientos. Escribirás un libro, o varios. Serás todo eso que soy y más, porque en nuestro proceso de acostumbrarnos a vivir sin el otro, a madurar, te dejamos madurar muy chico. Y es que nosotros eramos muy inmaduros, tercos, yo demasiado racional y. No quiero hablar de terceros en mi carta, última carta a mi preciado pedazo de corazón. Mi orgullo, mi sueño pendenciero depositado en vos. Por qué te abre torturado tanto con mi presencia? Ojala que no, que sea sólo esta etapa de mi vida, que es así como lo veo. Que yo algún día me perdone, y te escriba cartas, nunca pensando en el ádios, de…

No querer

¡No quiero! Me pesa la espalda. Mis piernas, glaciales, enredadas en esas otras, fervientes, me entusiasman. Redondeados y breves, deditos que acarician dulce y suavemente mi cuello, o mi pelo. ¡Soy tan feliz ahí! En esa hora en que el sueño se hace profundo, maldito sueño... que se hace profundo justo a esa última hora pico donde tantos ya transitan la arteria práctica de obedecer la corriente, la cual yo ya debería empezar a patear pa' llegar a tiempo a mis socio-económicas responsabilidades. *1
¿Para qué, (simplemente)? Se preguntan muchos antes de quebrar en llanto, pedir turno con el psicólogo, acudir a la guardia más cercana dos veces por semana, pedirle al psicólogo una interconsulta con una psiquiatra para que dé la nota, ponga la firma, te tire el ultimátum y te salve el mento ante todo, te justifique, te certifique, te tomes unos días y recuperes un empuje hasta el próximo feriado, paro, corte de energías, fluideces de todo tipo, se pare todo en especie de hibernación de…